El Papa aprueba la entrada de la Iglesia del Estrecho de Torres en el ordinariato personal de Australia

El Ordinario personal de Australia, Mons. Harry Entwistle, ha anunciado que el Papa Francisco ha aprobado la entrada de la Iglesia del Estrecho de Torres en el Ordinariato de Nuestra Señora de la Cruz del Sur. En un documento publicado en la página web, Mons. Entwistle expone el recorrido realizado por la llamada Iglesia Tradicional Anglicana del Estrecho de Torres (CTS), desde que en 2007 Tolowa Nona, obispo de la Traditional Anglican Comunion, diera los pasos para solicitar a la Santa Sede una solución para volver a la unidad.
Estas islas se encuentran entre Australia y Nueva Guinea, y tienen unas circunstancias culturales y de carácter religioso específicas, bastante diversas de las del resto de Australia. En una entrevista concedida a Infocatólica en 2010, Tolowa Nona manifestaba el deseo de entrar en la Iglesia católica con un propio ordinariato, y daba algunas razones como “su situación remota con respecto al resto de Australia. Por ejemplo, estamos a 800 km de la ciudad australiana más cercana, Cairns. Los isleños del Estrecho de Torres pertenecen a una cultura única, diferente de la de los aborígenes y de la de otros australianos. (…) A diferencia de la mayor parte de Australia, el Estrecho de Torres está económicamente deprimido”.
La CTS pidió en 2011 contar con un ordinariato propio, considerando las particulares circunstancias culturales del Estrecho de Torres y la historia eclesial de la CTS. Después de unos años de trabajo y conversaciones para determinar el mejor camino, se ha concluido que la creación de un nuevo ordinariato en esas islas requerirá etapas que se prolongarán en el tiempo.
Por ese motivo, la Santa Sede ha decidido la creación de un territorio para el Estrecho de Torres dentro del Ordinariato de Australia, sujeto a su jurisdicción. La administración ordinaria de este territorio se encargará a un Vicario regional, que se nombrará cuando se celebren las primeras ordenaciones de sacerdotes y sean recibidos los fieles.
Para valorar adecuadamente esta solución desde el punto de vista jurídico, y cómo se configurará la potestad del llamado Vicario regional, habrá que esperar a su efectiva puesta en marcha. El término Vicario regional evoca a la figura ya existente en la Prelatura del Opus Dei, en la que hay Vicarios regionales que gobiernan cada una de las circunscripciones territoriales –llamadas regiones– en que está organizada la prelatura, bajo la jurisdicción del Prelado (cfr. Estatutos de la Prelatura del Opus Dei, nn. 150-151).

Para leer el Anuncio de la entrada de la Iglesia del Estrecho de Torres en el Ordinariato: [english-PDF] [español]